domingo, 9 de noviembre de 2008

Sobre la dualidad del ser humano

Hoy, en vez de hablar sobre mi aburrida vida, voy a escribir, o mejor dicho, dejar constancia, de uno de mis varios pensamientos filosóficos; es que a veces a uno le dá por pensar y llega a conclusiones extrañas.
Bueno, aquí va; hoy hablaré sobre la dualidad del ser humano, es decir, sobre la capacidad de hacer tanto cosas positivas como negativas.
Así, el ser humano, las personas, son capaces de un dar mucho amor, incluso poniendo en peligro su integridad física, por algo o alguien; por ejemplo, cuando proteges a alguien (tu herman@ pequeño, tu novia, tu hijo, etc) de algo, a costa de llevarte tú el daño. Eso no se ve en el reino animal siempre, en algunos casos sí, pero por norma no. Es cierto que se tiene el instinto de proteger a las crías, pero no es más que eso: instinto. Instinto de supervivencia, de que la especie o la casta siga adelante. En el caso de los humanos, es más bien distinto: se hace por amor, porque preferimos dañarnos nosotros que reciba el daño esa persona (o animal, también puede ser).
Pero, el ser humano también es el lado opuesto: es decididamente cruel, es capaz de la tortura, de sembrar la muerte, el dolor y la destrucción allá por donde vaya, de matar, por ejemplo, a un padre delante de sus hijos... y de mil cosas más.
Hay religiones o corrientes de pensamiento que dicen que el ser humano es bueno, en cambio otras dicen que somos malos por naturaleza; yo creo que el bien y el mal es relativo (este asunto lo trataré otro día) y que el ser humano ni es bueno ni malo, simplemente es humano, y eso implica que es "bueno" y "malo" a la vez. Yo lo veo como un círculo, que ni tiene principio ni tiene fin; una buena manera de entender esto sería el símbolo del ying y el yang, muy utilizado en las culturas asiáticas.
El ser humano sería como este símbolo: toda persona que actúa de una manera "mala" tiene su puntito "bueno" y toda persona que actúa de una manera "buena" tiene su punto de maldad.
Bueno, esta es mi manera de ver las cosas sobre este tema. Espero vuestros comentarios, a ver qué os parece el asunto.
Como siempre, hoy pongo un vídeo: esta vez le toca a Slipknot, un gran grupo. Este es el videoclip de su pedazo de canción Duality; es endiabladamente contundente. Espero que os guste.





7 comentarios:

MGM dijo...

tu vida no es aburrida.

me gusto tu post.

me perdonas?

Lau dijo...

Me ha gustado mucho la entrada. Sin embargo, no pienso igual que tú respecto a lo de "proteger a alguien". Creo que cuando defendemos a esa otra persona importante en nuestras vidas, en realidad lo hacemos por puro egoísmo, por nosotros mismos. El propio termino "te quiero" lo deja bien claro: tenemos la necesidad de posesión de esa otra persona y no nos preocupamos en entregarnos, en decirle: "estoy a tu completa disposición, haz conmigo lo que veas oportuno: quiéreme tú a mí, que eso es más importante".
O cuando decimos: prefiero morir yo antes de que muera él/ella. Otro claro ejemplo de egoísmo: no queremos sufrir por la pérdida ni quedarnos solos y por eso preferiríamos morir así, al fin y al cabo, muestro dolor desaparecería.
Definitivamente, prefiero a lo animales, que son mucho más buenos e inocentes que nosotros. Soy así de negativa :D
Un saludo.

Metallica dijo...

mgm: te perdono. Te quiero y mi vida es aburrida (sobretodo entre semana, con tanto estudiar)
lau: yo pienso igual que tú, las cosas funcionan por puro egoísmo (otro día escribiré sobre eso) incluso con, por ejemplo las acciones humanitarias: mi teoría es que lo hacemos por puro egoismo. Explico esto: si no lo hiciéramos, nos sentiríamos mal por no hacerlo, por lo que necesitamos hacerlo para no sentirnos mal. Esto es mí teoría, personal e intranferible :)
Así que para otras cosas, como el amor, supongo que será lo mismo, con la diferencia de que es recíproco: yo te doy, pero a cambio tú me das.
En cuanto a los animales, algunos son muy traicioneros, como los gatos: si tienes algo que les interesa, se vuelven muy mimosos; en cambio, cuando ya lo tienen, pasan de ti como de la mierda :D
Yo a veces también prefiero los animales, además me suelo entender mejor con ellos que con muchas personas...
Entonces, según tú yo sería más negativo aún.
Un saludo!

Juan Antonio dijo...

Muy filosofico, si señor ^^

Metallica dijo...

A que mola Juan Antonio??? :D

Tristana's leg dijo...

Bonito tema. Si te interesa realmente, te recomiendo que te leas "El retrato de Dorian Gray" de Wilde. Por otra parte, hay muchas películas (sino todas)que lo tratan someramente o en profundidad. Superhéroes (el cómic de Watchmen es la ostia, si puedes léetelo), leyendas checas -El Golem- pasando por filósofos como Nietszche o Kant han reflexionado alguna vez sobre esto.
En mi caso, como tú has comentado, no pretendo discernir entre el bien y el mal de manera absoluta, tan sólo dentro de los parámetros de esta sociedad, de aquí y ahora.
Creo más en lo que Sartre y los existencialistas dijeron, y en mi propia felicidad: por suerte para la sociedad, o quizá debido a mi educación, me hace feliz llevarme bien con los demás, amar y ser amada. No pienso en cómo ser amada, simplemente intento ser coherente con mi visión de la realidad.
Egoísta, por qué no. Qué es el egoísmo sino una forma retorcida de querer la felicidad de los que te rodean, puesto que generará tu propia felicidad. Aunque tenga una parte de egoísmo querer tu propia felicidad, no disfrutas del todo de la felicidad de los demás, así que de alguna manera se podría considerar semialtruismo. Luego ni el egoísmo absoluto existe, ni el altruísmo. Todo es cuestión de grados.
En fin, acabo ya, que tengo que dormir y me pongo cansina.
Besos,

Arantza

Metallica dijo...

Gracias prima por postearme en la entrada!!
Sí, la verdad es que me gustaría poder leerme algún libro de los que has mencionado, pero ando bastante escaso de tiempo.
Además, todo lo que he puesto es una reflexión personal, de mi propia experiencia; nunca he leído un libro de filosofía... tal vez la única excepción sea "La Bibila Satánica" pero no se puede considerar un libro de filosofía puro y duro, aunque sí se pueden extraer lecciones valiosas de él.
Me despido ya que tengo que comer; gracias por pasarte y postear!
Un saludo!